Biosensor

36
0
Share:

Julián Ríos tiene 18 años y ya escuchó a su mamá decir en dos ocasiones que tiene cáncer de mama. Preocupado por la salud de ella, y de otras mujeres con dicho padecimiento, desarrolló un biosensor que se coloca en un brassier y detecta prematuramente la enfermedad.

Higia Technologies, empresa fundada por Julián, creo EVA, un brassier equipado con biosensores, ubicados en un parche, que mapean la superficie del seno y detectan cambios abruptos en la temperatura, que se traducen en la aparición prematura de cáncer de mama.

“Cuando tienes una malformación un tumor o cáncer, hay un exceso de vascularización puesto que este tumor requiere de mayor sangre para su crecimiento, por lo que a mayor sangre, mayor flujo de temperatura”, explicó el estudiante de Preparatoria, en el Tec de Monterrey, y CEO de la empresa.

El parche se coloca en el sostén y se conecta con el smartphone o la computadora vía Bluetooth y empieza la exploración, detalló Ríos.

Nota completa: elfinanciero

Leave a reply